¡Ten cuidado con las aportaciones que has hecho a las cuentas de aportación educativa cuando suceda esto!

Las cuentas de ahorro educativas denominadas “cuentas de aportación educativa” pueden ser una manera de que tus hijos o parientes puedan tener dinero ahorrado al momento de empezar la universidad o instituto técnico profesional. Estas cuentas pueden ser aportadas por los padres del beneficiario o parientes cercanos.

Como recompensa, las personas que aporten a la cuenta podrán deducir en la planilla de contribución sobre ingresos igual cantidad de la que se aportó siempre y cuando no sobrepasen del límite de $500 por cada cuenta.

No obstante, hay que tener cuidado con las aportaciones totales que has hecho cuando sucedan dos escenarios que describiremos en este artículo ya que pueden hacer que tengas un ingreso mayor para ese año contributivo. En este artículo describiremos dos escenarios y qué se puede hacer para evitar el daño que puede causar.

Cuando el beneficiario ha fallecido durante el año contributivo

Las aportaciones totales que hayas hecho a una cuenta de aportación educativa pueden ser devueltas si el beneficiario de la cuenta fallece durante el año. Esto significa que todas las aportaciones que has hecho tendrías que declararlas como ingreso en el año en que te las han devuelto, no en cada año que hiciste cada aportación.

Cuando el beneficiario decide no usar el dinero para su educación post secundaria

En este caso sucede lo mismo que cuando el beneficiario ha fallecido. Si recibes devuelta el total de las aportaciones que hiciste mientras estaba vigente la cuenta, debes reportarlas como ingreso en el año en que recibes la devolución.

Esto puede implicar que en el año que recibes la devolución tengas que pagar más en contribuciones por el ingreso adicional que vas a tener y puede ser que el beneficio o ahorro contributivo de las deducciones que recibiste en años anteriores por las aportaciones se vuelva contraproducente dependiendo de la tasa donde te encontrabas y te encuentras ahora y, de esta manera, termines pagando más comparado con que nunca hubieras hecho las aportaciones.

Ejemplo

Juan del Pueblo obtuvo salarios de $15,000, $20,000 y $25,000 en el 2016, 2017 y 2018 respectivamente. Hizo aportaciones a una cuenta de aportación educativa de su nieto de $100 en cada año desde el 2016 al 2018. Juan tomó la deducción por las aportaciones resultando en un ahorro contributivo en cada año de:

Año Ingreso Aportación Ahorro contr-ibutivo por la deducción
2016 $15,000 $100 $7
2017 $20,000 $100 $7
2018 $20,000 $100 $7
Total   $300 $21

En el 2019, el nieto falleció en un accidente y, por lo tanto, recibió una devolución de la totalidad de las aportaciones que hizo durante el 2016 hasta el 2018. Sin embargo, Juan recibió un aumento salarial de $15,000 y recibió un salario de $35,000.

Año Ingreso Devolución Aumento a la contribución a pagar por la devolución
2019 $35,000 $300 $42

Debido a que Juan está en una tasa contributiva más alta en comparación de cuando hizo las aportaciones, el beneficio contributivo que recibió en los tres años que aportó a la cuenta de aportación educativa se ha reversado a largo plazo y resultó en una contribución a pagar más alta de $42. Esto significa que Juan tiene que pagar los $21 que habia recibido de ahorro contributivo anteriormente más $21 adicionales.

Este caso nos recuerda la importancia de evitar que la devolución cuente como ingreso para que no tengas sorpresas al momento de calcular tu contribución a pagar o para evitar que pagues más si estas en una tasa más alta que cuando hiciste las aportaciones.

Lo que se puede hacer para evitar pagar contribuciones por las devoluciones de aportaciones hechas anteriormente

Si has recibido una devolución de todas las aportaciones que has hecho a una cuenta de aportación educativa para un beneficiario y el beneficiario ha fallecido o decide no usar el dinero para sus estudios postsecundarios, la Sección 1081.05(d) provee una forma para evitar que tengas que reportar como ingreso la devolución de las aportaciones.

Para que puedas beneficiarte de la Sección 1081.05(d) debes usar las aportaciones que recibes de vuelta para gastos de educación post secundaria o transferirlas que recibes a otra cuenta de aportación educativa para beneficio de otro beneficiario que tengas hasta el tercer grado de consanguinidad o segundo por afinidad.

Ejemplo

Juan del Pueblo recibió los $300 que aportó en los años 2016 al 2018 en el 2019. No obstante, Juan transfirió el dinero recibido a la cuenta de aportación educativa a su otro nieto.

Juan no reportará la devolución de las aportaciones como ingreso porque la transfirió a la cuenta de aportación educativa de su otro nieto.

Por último, si no deseas usar la devolución de las aportaciones de nuevo para gastos de educación post secundaria o para otra cuenta de aportación educativa de otro beneficiario, debes reportar la cantidad total de la devolución que recibas como ingreso para el año en que la recibes.

¿Este artículo te fue útil?

Add a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *